Italia se impuso como local en un interrumpido partido ante Albania por el Grupo G de la zona europea camino a Rusia 2018. Pero más allá del resultado que pasó a segundo plano, fue el partido 1000 como profesional del inmortal Gianluigi Buffon.

Formado en Parma, debuta en 1995 donde disputó 198 partidos hasta 2001; posteriormente, pasa a Juventus siendo en su momento, uno de los porteros más cotizados y codiciados de la época, pero la Vecchia Signora se haría de la carta de “Gigi”.

Con el combinado azzurro, llegó a los 168 encuentros debutando en la adulta en noviembre de 1997, donde sigue siendo inamovible en el arco italiano.

El equipo de Ventura con goles de De Rossi al 12′ y de Immobile al 71′, decretó el triunfo del tetracampeón del mundo en Palermo; aunque el resultado no haya sido lo más relevante, Buffon establece una nueva marca en su dilatada trayectoria, emulando a guardametas como Peter Shilton, Rogerio Ceni, Ray Clemence, entre otros.

Un día sin duda histórico para el fútbol italiano, en especial para el capitán del país de la bota, que tendría como punto final, si el destino lo permite, Rusia 2018.